Tras dos años de campaña, dos jóvenes políticos latinos, Dominick Moreno y Jessie Ulibarri, ambos de Commerce City, fueron electos este martes como
Tras dos años de campaña, dos jóvenes políticos latinos, Dominick Moreno y Jessie Ulibarri, ambos de Commerce City, fueron electos este martes como legisladores estatales. (Viva Colorado)

Tras dos años de campaña, dos jóvenes políticos latinos, Dominick Moreno y Jessie Ulibarri, ambos de Commerce City, fueron electos este martes como legisladores estatales (Moreno para la Cámara de Representantes y Ulibarri para el Senado), siendo la primera vez que Commerce City contará con dos legisladores hispanos.

Dominick Moreno. 28, fue electo como representante del Distrito 32 con el 66 por ciento de los votos, según el conteo inicial. Jessie Ulibarri, 30 y abiertamente gay, fue electo como senador estatal por el Distrito 21 de Colorado, con el 63 por ciento de los votos.

"Es un momento histórico para Colorado y para la comunidad latina de Colorado. Por primera vez habrán dos latinos de Commerce City, ambos nacidos y criados en esta ciudad, en la legislatura estatal", dijo Dominick Moreno, hasta ahora concejal y alcalde temporal de esa ciudad.

"Este es un triunfo para toda la comunidad. Es algo que algún día vamos a compartir con nuestros hijos", agregó.

Esta es la segunda victoria electoral para Moreno. En 2008, con un presupuesto de sólo 1.000 dólares y "muchas fotocopias", Moreno ganó un escaño como concejal de Commerce City, siendo en ese momento el político más joven de Colorado.

Ahora, cuatro años después, "la campaña resultó mucho más costosa porque se trató de una campaña que abarca todo un condado y con formidables y respetables oponentes, pero aun así lo logramos", indicó.

Moreno afirmó que su triunfo se debe no a una estrategia electoral ni a los recursos con los que contó, sino a "una asombrosa familia". "Los valores que mis padres me enseñaron son los que llevaré a la legislatura de Colorado, es decir, los valores de respeto, trabajo, familia y comunidad".


Advertisement

Ulibarri, 30, dijo que recibieron el apoyo de una gran número de votantes, especialmente hispanos.

"Todos entendieron que la economía es el tema principal y que tenemos que crear fuentes de empleo para que todos tengan trabajos aceptables", dijo Ulibarri.

"Vamos a empezar a trabajar para que todos tengan grandes oportunidades de encontrar empleo y de estudiar. Hicimos una campaña siempre positiva y la gente nos respaldó", comentó.

Antes de estas elecciones, sólo ocho de los 100 miembros del legislativo de Colorado eran hispanos, a pesar de que el 20 por ciento de los 5,1 millones de residentes en este estado son latinos y que en Denver esa cifra llega a más del 35 por ciento.

Moreno y Ulibarri continúan con una tradición que comenzó con el periodista y empresario Casimiro Barela, residente en Trinidad, el primer hispano electo al senado de Colorado en 1876, quien luego sirvió en ese cargo durante 37 años.

"Es muy simple: queremos oportunidades para tener éxito y entendemos que para que nos vaya bien a nosotros nos tiene que ir bien a todos. Nuestra tarea recién comienza, pero tenemos mucho respaldo y no nos asusta el trabajo duro", dijo Ulibarri.