WASHINGTON—Eddie Johnson y Zach Scott anotaron para darle a Seattle una ventaja de 2-0, pero el novato Robbie Keane convirtió un penalti a los 68 minutos del partido del domingo que le dio la victoria global por 4-2 al Galaxy Los Angeles sobre los Sounders en la final de la Conferencia del Oeste y un lugar en la final de la MLS por segundo año consecutivo.

Seattle intentó regresar de un déficit de 3-0 luego de ser superados en el partido de idaa de la final, la semana pasada.

Y estaban a punto luego del tempranero gol de Johnson y el cabezazo de Scott a los 58 minutos colocó a sólo uno en el global a Seattle.

Sin embargo, el árbitro Mark Geiger, que fue víctima de quejas de ambos equipos durante toda la noche, marcó una mano del defensa de Seattle Adam Johansson dentro del área y Keane convirtió su quinto gol de la postemporada.

Los Angeles recibirá a Houston el 1 de diciembre en la final, una revancha de la final del año pasado que ganó el Galaxy.

Previamente, con un gol del hondureño Boniek García, el Dynamo de Houston accedió por segundo año seguido a la final de la MLS tras empatar el domingo 1-1 con el D.C. United y así imponerse 4-2 en el marcador global de la serie por el título de la Conferencia del Este.

García anotó a los 33 minutos para el Dynamo, que se medirá por el campeonato de la liga del fútbol estadounidense con el Galaxy de Los Angeles o los Sounders de Seattle el 1 de diciembre.

Esta es la cuarta vez en siete años que Houston se clasifica a la final de la MLS.

Branko Boskovic anotó a los 83 minutos el tanto del empate para el DC United, que no sale campeón de la liga desde 2004.