ROMA—El líder Juventus se verá las caras con un Milan que se acordó de su grandeza al avanzar con un turno de anticipación a los octavos de final de la Liga de Campeones y apretar el acelerador en el campeonato nacional, tras su peor inicio de los últimos años, que estuvo a punto de costarle el puesto a su técnico Masimiliano Allegri.

Los rossoneri vencieron el miércoles 3-1 al Anderlecht belga, pero un día antes Juventus obtuvo también un importante triunfo de 3-0 ante los campeones de Europa, el Chelsea, con lo cual dio un paso importate para avanzar a la fase siguiente de la Champions.

El técnico juventino, Antonio Conte, reconoció que se trata de un duelo difícil, ante un equipo que podría ser un candidato al scudetto, aunque por ahora está lejos de las primeras posiciones.

"Enfrentaremos a un gran equipo que en estos momentos no forma parte de un grupo que lucha por el título, pero tiene buenos jugadores y las características justas para vencer y para participar en carrera por el scudetto", afirmó Conte. "Será un partido muy importante y deberemos jugar muy bien".

El triunfo europeo del Milan dejó abierto un problema con Alexander Pato, quien recibió diversos golpes que podrían dejarlo fuera del equipo, lo cual agravaría el disgusto del brasileño, a quien Allegri no considera un titular. Pato entró a la cancha en la Champions solo a los 67 minutos.

"Recibí un par de golpes, deberé ver bien si podré jugar, aunque no creo que sea nada de grave", afirmó, pero dejó en claro que no le gusta su actual situación, en que estuvo en la banca los 90 minutos en el partido contra el Napoli (2-2).

"Quiero jugar, ahora llega mi representante (Gilmar Veloz) a Milán y veremos bien cuál es la decisión mejor que deberemos tomar", manifestó.

Como Pato ha sufrido quince lesiones en los últimos tres años, la atención es máxima.

Tras las primeras trece fechas, Juventus es el puntero del campeonato con 32 puntos, seguido por Inter con 28. Milan está en la mitad de la tabla de posiciones con 15, tras haberse encontrado al inicio en la zona de retroceso a la Serie B.

Inter deberá ir a jugar con el Parma, que está disputando un buen campeonato. Tiene 17 puntos, razón por la cual los neroazzurri decidieron jugar el jueves con las reservas y juveniles el duelo por la Liga Europa contra el Rubin Kazan de Rusia.

La 14ta fecha de la Serie A de Italia se inicia el sábado con Palermo-Catania. El domingo proseguirá con Atalanta-Genoa, Chievo-Siena, Milan-Juventus, Pescara-Roma, Sampdoria-Bologna y Torino-Fiorentina. El lunes jugarán Cagliari-Napoli y Parma-Inter, y se concluirá esta vez el martes con Lazio-Udinese.