MEXICO (AP) - Un grupo de arqueólogos mexicanos descubrió dos esculturas de piedra caliza de 1.300 años de antigüedad que retratan guerreros mayas capturados en el sur del país.

Las esculturas de tamaño natural podrían proporcionar información sobre las alianzas y guerras entre las capitales mayas durante el momento climático de la civilización, dijeron el miércoles los investigadores.

El arqueólogo Juan Yadeun dijo que las esculturas de 1,5 metros (cinco pies) de alto fueron localizadas en mayo en el sitio arqueológico de Tonina, en el sur de Chiapas, junto con dos marcadores para el Juego de Pelota.

Dos hombres miran las esculturas Mayas encontradas por arqueologos en Ocosingo, Mexico.
Dos hombres miran las esculturas Mayas encontradas por arqueologos en Ocosingo, Mexico. (Moyses Zuniga/AP)

Yadeun agregó que el descubrimiento podría ayudarles a demostrar que los guerreros de Copán ayudaron a los de Palenque en su guerra de 26 años contra Tonina por el control del río Usumacinta.



Advertisement