Sus piernas, que por años le generaron un trauma a Julia Orayén por su tamaño y forma, se convirtieron en una de las partes del cuerpo que más le chulean
Sus piernas, que por años le generaron un trauma a Julia Orayén por su tamaño y forma, se convirtieron en una de las partes del cuerpo que más le chulean los caballeros. (Agencia Reforma)
MÉXICO, DF 23-Jul .- Sus piernas, que por años le generaron un trauma a Julia Orayén por su tamaño y forma, se convirtieron en una de las partes del cuerpo que más le chulean los caballeros.

Por ello fue que aprendió a querer cada centímetro de su anatomía, pues entendió que la belleza es subjetiva, y que lo que para ella significaba un dolor de cabeza, para otros era algo hermoso y hasta envidiable.

En 2012, Julia saltó a la fama después de aparecer como edecán dentro del primer debate de los precandidatos a la Presidencia luciendo un escotado y ajustado vestido blanco, lo cual le generó un gran número de contratos, entre los que se encontró la revista Playboy.

A un año de haber aparecido en su portada e interiores por segunda vez en su vida -la primera fue en 2008-, la argentina no tuvo de otra mas que tomar las críticas y comentarios por su anatomía de manera positiva, por lo que se reconcilió consigo misma al verse desnuda frente al espejo.

Fue en ese momento cuando entendió que las personas -principalmente las mujeres-, suelen ser muy obsesivas y exigentes consigo mismas, pero cuando se aceptan a sí mismas con defectos y virtudes, como lo hizo ella, puede cambiar hasta su anatomía.

"Tiene que llegar el momento en el que te des cuenta que si subes 4 kilos, de todos modos te tienes que seguir amando.


Advertisement

"En el momento en el que te miras al espejo y realmente te quieres, es cuando tu mente cambia y tu cuerpo se empieza hacer de esa forma; el día que te dejas de criticar la mancha que tenías en la rodilla, por ejemplo, te das cuenta que ya no la tienes, y te empiezas a hacer de una forma más amena para ti".

Por ello hoy en día no tiene problemas en mostrar su cuerpo tal como es, desnudo, en alguna publicación, y aunque desconoce si en un futuro habrán nuevas invitaciones para aparecer en alguna revista como Dios la trajo al mundo, está preparada para hacerlo.

Tras formar parte del reality de TV Azteca La Isla, Julia se estrena en teatro en la obra La Gordillo Perdió el Juicio.

Ahora, su trabajo será aprovechar las clases de actuación que tomó en el Centro de Formación de Actores para la Televisión (Cefat) de la televisora del Ajusco y buscar algún proyecto que la ayude a desarrollarse como actriz.

TABLA

Checa algunos detalles de la edecán.

Tiene 15 años en México

Su padre fue catedrático de la UNAM

El 7 de mayo de 2012 participó en el debate

En 2006 participó en un concurso de belleza de TV Azteca